Acuerdos Conclusivos

Con las reformas fiscales del 2014 se agregó una nueva figura en el código fiscal de la federación nombrada acuerdos conclusivos y es definido como un medio alternativo de solución de diferendos en los procedimientos de comprobación, su obje­tivo es facilitar la solución anticipada y consensuada de los diferendos y desavenencias que puedan surgir durante el ejercicio de las facultades de comprobación de la autoridad.

Esta figura otorga a los contribuyentes la opción de negociar con la autoridad cuando estos no estén de acuerdo con los hechos u omisiones asentados en acta, oficio o resolución dentro de las auditorias que refiere el artículo 42, fracciones II, III o IX, es decir auditoria de gabinete, visita domiciliaria o revisión electrónica, los contribuyentes   podrán solicitar la adopción del acuerdo conclusivo en cualquier momento, a partir de que dé inicio el ejercicio de facultades de comprobación y hasta antes de que se les notifique la resolución que determine el monto de las contribuciones omitidas, el acuerdo deberá ser tramitado a través de la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente quien al momento de dar por recibida la solicitud requerirá a la autoridad revisora para que, en un plazo de veinte días, contado a partir del requerimiento, manifieste si acepta o no los términos en que se plantea el acuerdo conclusivo; los fundamentos y motivos por los cuales no se acepta, o bien, exprese los términos en que procedería la adopción de dicho acuerdo. El procedimiento de acuerdo conclusivo suspende los plazos del desarrollo de la auditoria que refieren los artículos 46-A, primer párrafo y 50, primer párrafo, del Código Fiscal de la Federación,  a partir de que el contribuyente presente ante la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente la solicitud de acuerdo conclusivo y hasta que se notifique a la autoridad revisora la conclusión del procedimiento.

El acuerdo podrá versar sobre uno o varios de los hechos u omisiones consignados y será definitivo en cuanto al hecho u omisión sobre el que verse, el contribuyente que haya suscrito un acuerdo conclusivo tendrá derecho, por única ocasión, a la condonación del 100% de las multas. Los acuerdos conclusivos pueden ser adoptados cuando el contribuyente este siendo objeto de revisión por las autoridades fiscalizadoras del SAT del IMSS y del INFONAVIT.

Los beneficios que el contribuyente obtendrá (según el criterio de la PRODECON) son: la aclaración en breve tiempo, la regularización de situación fiscal, el evitar pago de multas y el evitar juicios costosos.

 

C.P. Xochitl Castillo Díaz