Ombudsperson Canadiense para la Responsabilidad Empresarial

Estimados clientes y amigos:

 

El pasado 17 de enero de 2018, el Gobierno Canadiense anunció la creación de un Ombudsperson Canadiense para la Responsabilidad Empresarial (CORE, por sus siglas en inglés), el primero en el mundo, que se instituye con el fin de se supervise la operación de las empresas canadienses que operan en el extranjero, y en su caso, aborde las eventuales denuncias que surjan debido a la violación de derechos humanos por su parte.

 

Un Ombudsperson, cuya acepción al Español podría ser la de “Defensor del Pueblo”, es una autoridad que tiene como principal objetivo, el de velar por los derechos de los habitantes de determinado territorio, ante los abusos por parte de poderes políticos, ya sean del propio Estado al que pertenecen, o bien, como en este caso pudiera suceder, ante los de una nación extranjera.

 

Esta iniciativa se debió en gran medida a la presión social y a la contundente estadística que se encuentra en la industria minera en América Latina, ya que del 50% al 70% de esta actividad se encuentra relacionada con empresas canadienses, a las cuales se les atribuyen diversas violaciones de derechos humanos durante el desarrollo de sus proyectos mineros, ya sea en sus fases de exploración, explotación y beneficio.

 

Si bien, las funciones precisas y concretas de este Defensor del Pueblo aún no han sido plenamente especificadas, se ha dicho que tendrá facultades para realizar investigaciones independientes a las gubernamentales, emitir recomendaciones obligatorias sobre indemnizaciones a víctimas, cambios en políticas corporativas y de gobierno, retiro de apoyo diplomático y financiero, entre otras.

 

Con lo anterior, se intenta verificar la actividad empresarial canadiense en el extranjero, así como asegurar el cumplimiento de sus obligaciones internacionales, sobre todo en la industria minera, con el fin de que estas corporaciones extranjeras rindan cuentas en sus países de origen por acciones que pudieran llegar a violar derechos humanos en el exterior, sobre todo cuando el Estado donde se llevan a cabo las actividades mineras no puede proteger o hacer cumplir los derechos humanos de sus habitantes; por todo lo anterior, puede originarse responsabilidad corporativa para estas empresas que probablemente perjudicaría el desarrollo de sus actividades mineras o de otra índole.

 

En BGM podemos apoyar a las empresas canadienses o de cualquier otra nacionalidad a dar cumplimiento a sus obligaciones mineras, corporativas y sociales en territorio Mexicano con el fin de que no incurran en responsabilidad ante autoridades u organismos nacionales o internacionales.

 

Esperamos que esta información sea de utilidad. En caso de cualquier duda, comentario o información adicional en relación con el presente boletín, nos ponemos a sus órdenes en BGM Consultores Legales, al teléfono (614) 180-18-00 ó correo electrónico: pmendez@bgmlegal.com